La situación de las Niñas, Niños y Adolescentes (NNA) migrantes y en contextos migratorios es preocupante al no recibir el trato adecuado por parte de las instituciones públicas a cargo Sistema Nacional de Protección de Niñas, Niños y Adolescentes, Sistema para el Desarrollo Integral de las Familias (DIF), Procuradurías de Protección de Niñas, Niños y Adolescentes y la Familia (procuradoras); y el Instituto Nacional de Migración (INM) sigue deteniendo el tránsito de Niños, Niñas y Adolescentes (NNA) y sus familias en la frontera sur de México. Durante 2020 Voces Mesoamericanas, Acción con Pueblos Migrantes A.C. (VM-APM) logro registrar por lo menos 87 casos de menores no acompañados y según datos del INM detuvo a 1,737 en los centros de detención migratoria en la frontera sur de México.


Manifestamos nuestra preocupación por la falta de atención a esta población migrante, no se garantiza plenamente el acceso a derechos de las NNA: no devolución como personas migrantes que vienen huyendo de su país, a una vida digna, el interés superior del niño como protección especial para que puedan desarrollarse física, emocional y socialmente sanos y libres de todo tipo de violencia.


Durante los monitoreos a centros de detención migratoria (en 2020 y lo que va de 2021) hemos registrado la separación de familias por parte de los Oficiales de Protección a la Infancia (OPI) del INM con el permiso del DIF y las Procuradoras, desconocimiento y arbitraria interpretación en la implementación de la armonización de las leyes de NNA migrantes (los procesos y restitución de derechos de NNA migrantes – cuidados especiales a las NNA migrantes).


También hemos documentado el entorpecimiento de las autoridades en su conjunto para no garantizar el alojamiento en albergues públicos y adecuados a las NNA. Existen casos en el que las NNA han pasado días e incluso semanas en los centros de detención migratoria como el CUPAPE – II (La Mosca) en Chiapa de Corzo dependiente de la delegación en Tuxtla Gutiérrez en condiciones de hacinamiento con el pretexto de que el DIF se encuentra “rebasado” no cuenta con instalaciones para albergarlos o no tienen recursos suficientes.


Entre las personas migrantes se rumora que “las personas que se acompañan de NNA no los detiene migración”, lo que resulta falso, en el sur de México el INM detiene a NNA y sus acompañantes, de estas detenciones no tiene un registro transparente de las personas y NNA en detención alojadas en albergues, lo que puede llegar a constituirse en delitos de privación ilegal de la libertad o desaparición forzada de personas.
Notamos una similitud con las condiciones alarmantes de hacinamiento de las NNA en el contexto migratorio mexicano y el estadounidense. Es por eso que exigimos a las autoridades poner especial atención en esta población migrante para garantizar todos sus derechos dentro y fuera del territorio mexicano.
Voces Mesoamericanas hace un atento llamado a garantizar sin ningún pretexto la integridad física, emocional y psicosocial de las y los niños migrantes en México.

#DiaDelNiñoyNiñaMigrante #30deAbril #TodosSomosMigrantes